Fuente

Apodérate de tu cuerpo

Compártelo en tus redes sociales
  • more
Tiempo estimado de lectura 4 minutos

La autora pregunta a quienes leen este libro: ¿eres feliz en tu cuerpo?; ¿Te mueves en tu mundo a toda plenitud?; ¿Crees posible hacer un uso más eficiente de todo tu ser?. En su obra plantea que muchas veces sucede que a lo largo de nuestra vida vamos perdiendo poder sobre nuestro cuerpo.

Y ello se manifiesta en malas posturas, falta de energía, relaciones difíciles, dolores crónicos, incapacidad de expresarnos asertivamente o simplemente en una insatisfacción en general.

Convertida en la exponente más conocida del Método Feldenkrais en el mundo de habla hispana, Lea Kaufman nos plantea cuatro claves para ayudarnos a armonizar el cuerpo y la mente, entender los vínculos entre las diferentes partes de nuestro sistema, generar creatividad en nuestros movimientos y estar entero y presente a cada momento en todo lo que hacemos.

Apodérate de tu cuerpo

Apodérate de tu cuerpo

En “Apodérate de tu cuerpo” la autora propone un programa de cuatro semanas con ejercicios diarios para recuperarlo. Es una guía práctica pero también ofrece conocimiento teórico de vanguardia sobre el funcionamiento humano, desde la somática, la ciencia y la espiritualidad.

Tu verdadero poder emerge cuando desenmarañas las sutilezas de tu cuerpo”, plantea la autora y menciona que una forma  de reclamar tu autoridad interna es no sólo siendo consciente de cómo te mueves, sino de cómo actúas en el mundo, dice Lea Kaufman y explica que el verdadero poder de cada quien yace en el profundo conocimiento de cómo funciona nuestro cuerpo.

Este libro combina el conocimiento que Lea Kaufman ha desarrollado a lo largo de más de 10 años de práctica de este método, la teoría de sistemas y los descubrimientos más recientes sobre el cerebro para ofrecer una guía efectiva y amorosa para la transformación personal a través del cuerpo en movimiento.

Como ingeniera en sistemas, actriz y bailarina, Kaufaman combina igualmente sus conocimientos en lo que se llama movimiento inteligente y consciente que surge del método Feldenkrais (educación somática), ya que Lea actualmente es la coordinadora de la formación profesional de este método; de hecho ella se ha convertido en el exponente máximo de este método en el mundo de habla hispana.

Ella se distingue por su estilo fresco y generoso de enseñanza, así como por innovar en la aplicación de tecnología, estética y ciencia en sus talleres presenciales y online.

DSC_0004Aquí les obsequiamos una parte textual de este libro, sólo una pequeña “probadita” que da idea de los útiles consejos que nos aporta con su libro:

Tu pelvis en el día a día

Existe una parte de tu cuerpo en particular donde se sitúan los músculos más poderosos, una parte que, además, para muchas culturas, es tu centro energético. Esa parte, culturalmente ha sido negada y malentendida. El verdadero cimiento de la postura es la pelvis. Si bien ese es un tema para otro libro, vamos a acercarnos un poco más a la pelvis para ver cómo la podemos usar a nuestro favor.

La pelvis es una de las estructuras óseas más importantes, No sólo contiene gran parte de nuestros órganos, sino que conforma e centro de masa del cuerpo y es la base de nuestro poder físico y energético.

Al hacernos conscientes de las articulaciones, la movilidad y la fuerza de la pelvis, nuestros movimientos se vuelven más armoniosos, elegantes y efectivos, y a la par nos apropiamos de una sensación de unicidad, de estar enteros en cada cosa que hacemos, incorporando nuestro poder en la acción.

Acuéstate boca arriba y lleva tu atención a la pelvis:

  • ¿Qué forma tiene?
  • ¿Qué tamaño?
  • ¿Qué volumen?
  • ¿Cómo te sientes a ti mismo en la pelvis?
  • ¿Cómo respiras?
  • ¿Cómo se apoya la espalda en el suelo?

Dobla las rodillas y apoya las plantas de los pies en el suelo. Mueve la pelvis hacia los pies, de tal modo que la cintura se separe del suelo y el coxis se acerque a él, y regresa con la pelvis al centro.

¿Cómo haces este movimiento?

Mueve la pelvis en el sentido contrario, acercando la cintura hacia el suelo. Asegúrate de que no levantas la pelvis en el aire, sólo la mueves, cambiando el punto de apoyo.

Ahora une esos dos movimientos, y mueve la pelvis arriba y abajo, acercando y alejando la cintura del suelo, acercando y alejando el coxis del suelo.

  • ¿Qué sucede en ti mientras haces ese movimiento?
  • ¿El movimiento queda sólo en la pelvis o viaja a través de ti?
  • ¿Hacia dónde viaja?
  • ¿Cuánto esfuerzo haces con los muslos y los glúteos?
  • ¿Con el abdomen?
  • ¿Cuál es el mínimo esfuerzo con el que puedes hacer este movimiento?

Larga las piernas y descansa boca arriba. Comprueba cómo está la pelvis apoyada en el suelo en este momento.

Créditos de las imágenes Editorial Sirio y Maribel Ramírez Coronel | Plenilunia Sociedad Civil

Compártelo en tus redes sociales
  • more

Código QR



Publicidad


Recomiendanos en




Traductor

    Translate to:

Consulta por fecha

octubre 2017
L M X J V S D
« Sep    
  1
 2 3 4 5 6 7 8
 9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

Publicidad

Revista con la A

Ir al principio de la página

¡ Bienvenida(o) !

Pero puedes darlo a conocer en:

cerrar