¡Escucha a tu corazón! ¿Ser consciente del ritmo del corazón puede dar un mayor control sobre el comportamiento?

Un estudio se dio a la tarea de determinar si existen beneficios en conocer conscientemente como late el corazón. ¿puede dar a la persona un mayor control sobre su comportamiento?

Mujer extendoendo las manos sosteniendo ilustración 3D de un cerebro en la izquierda y un corazón en la derecha
Investigadores creen que ser consciente del ritmo del corazón puede dar a la persona un mayor control sobre su comportamiento
En una investigación publicada el 21 de abril de 2015 en la revista Cerebral Cortex, un equipo de científicos dirigido por la Universidad de Cambridge y el Medical Research Council (MRC, Consejo de Investigación Médica) Unidad de Ciencias de la Cognición y del Cerebro, Cambridge, estudió si los voluntarios podían ser entrenados para escuchar ek latido del corazón, y también si era posible identificar a partir de la actividad del cerebro que tan capaces eran de estimar su propio rendimiento.

Dr. Tristán Bekinschtein, un Fellow del Wellcome Trust y profesor del Departamento de Psicología de la Universidad de Cambridge, dice: “Sigue a tu corazón‘ se ha convertido en un cliché, pero sabemos que, consciente o inconscientemente, hay una relación entre nuestro ritmo cardíaco y nuestras decisiones y emociones. Es muy posible que los beneficios de sontonizarse más en con los latidos del corazón, pero hay muy poco en la literatura científica acerca de si esto es técnicamente posible“.

Un estudio reciente del Dr. Bekinschtein y sus colegas mostraron que las personas con “trastorno de despersonalización-desrealización” – en el que los pacientes en repetidas ocasiones sienten que están observandose a sí mismos afuera de su cuerpo o tienen la sensación de que las cosas que les rodean no son reales – se desempañearon particularmente mal en escuchar a su corazón. Otro estudio del equipo, observo a un hombre con dos corazones – su corazón natural, enfermo y un corazón artificial de reemplazo – se encontró que era más capaz de sintonizarse con el corazón artificial que con el enfermo.

Otros estudios han destacado una posible conexión entre la frecuencia cardiaca y la ejecución de tareas. Por ejemplo, en un estudio, voluntarios recibieron el medicamento propranolol para aumentar su ritmo cardíaco se desempeñaron peor en tareas emocionales que el grupo control. El cambio de ritmo cardíaco es parte de nuestra respuesta automática e inconsciente de “lucha o huida” – los investigadores creen que ser consciente del ritmo del corazón puede dar a la persona un mayor control sobre su comportamiento.

33 voluntarios participaron en un experimento en el que los científicos midieron su actividad cerebral mediante un electroencefalograma (EEG). En primer lugar, se pidió a los voluntarios conectarse mientras escuchaban un ritmo cardíaco regular y posteriormente uno irregular. A continuación, se les pidió que escuchar su propio latido del corazón en sincronía. Luego, se les pidió a golpear su propio latido del corazón mientras lo escuchaban a través de un estetoscopio. Por último, se eliminaron los estetoscopios y se les pidió una vez más a respetir el latido de su corazón.

Durante la tarea, cuando los voluntarios estaban reportando el latido de su corazón sin ayuda, se les pidió que evaluaran su desempeño en una escala de 1 a 10, donde 1 es “inexacto” y 10 “extremadamente preciso“. Una vez que se completó la tarea, se les preguntó cuánto pensaban que habían mejorado desde 1 (‘no mejoró’) a 10 (“mejorado mucho”).

Tal como era de esperar, se encontró que la actividad cerebral difirió entre las personas que mejoraron al repetir con golpes su latido del corazón y aquellos que no lo hicieron“, dice Andrés Canales-Johnson del MRC Cognition and Brain Sciences Unit (MRC Cognición Unidad de ciencias del cerebro. “Pero curiosamente, la actividad cerebral también difiere entre las personas que conocían o no habían mejorado y aquellas personas que sub o sobre-estimaron de su propio desempeño“.

Poco más de cuatro de cada diez (42%) de los participantes mostraron una mejora significativa en su capacidad de repetir su latido del corazón con precisión sin ayuda. Esto es más probable debido al hecho de que escuchar los latidos del corazón con un estetoscopio les había permitido afinar su atención a la señal del latido de su corazón que de otra manera es tenue. En aquellos cuyo rendimiento había mejorado, los investigadores vieron una señal del cerebro más fuerte conocida como el ‘heartbeat evoked potential’ (HEP, ‘latido potencial evocado’ ) a través del cerebro.

Los investigadores no encontraron diferencias significativas en el HEP al agrupar a los participantes por lo bien que pensaban que lo habían realizado – su desempeño subjetivo. Esto sugiere que el HEP proporciona un marcador de rendimiento objetivo.

En la parte final de la prueba – después de que los participantes habían escuchado los latidos del corazón a través del estetoscopio y fueron una vez más tocando con golpes sin ayuda – los investigadores encontraron diferencias en la actividad cerebral entre los participantes. Fundamentalmente, encontraron un aumento de la “fase de sincronía gamma” ‘- coordinado la ‘charla ‘ entre las diferentes regiones en el cerebro – en sólo aquellos alumnos cuyas subjetiva juicio de su propio desempeño igualado su desempeño real y objetivo. En otras palabras, esta actividad se observó sólo en los alumnos que sabían que habían realizado mal o sabían que habían mejorado.

Hemos demostrado que a un poco menos de la mitad de nosotros, la formación puede ayudar a escuchar a nuestro corazón, pero podemos estar al tanto de nuestro progreso“, añade el Dr. Bekinschtein. “Algunas personas encuentran esta tarea más fácil de realizar que otras, algunas personas claramente no saben lo bueno o malo que realmente son -. Pero su actividad cerebral les delata“.

Hay técnicas que nos enseñan a ser más conscientes de nuestros cuerpos, pero será interesante ver si las personas son capaces de controlar mejor sus emociones o para tomar mejores decisiones si son conscientes de cómo está latiendo su corazón“.

Referencias

  • Andrés Canales-Johnson, Carolina Silva, David Huepe, Álvaro Rivera-Rei, Valdas Noreika, María del Carmen Garcia, Walter Silva, Carlos Ciraolo, Esteban Vaucheret, Lucas Sedeño, Blas Couto, Lucila Kargieman, Fabricio Baglivo, Mariano Sigman, Srivas Chennu, Agustín Ibáñez, Eugenio Rodríguez, and Tristan A. Bekinschtein Auditory Feedback Differentially Modulates Behavioral and Neural Markers of Objective and Subjective Performance When Tapping to Your Heartbeat Cereb. Cortex (2015) doi: 10.1093/cercor/bhv076 Publicado en internet: Abril 21, 2015 http://cercor.oxfordjournals.org/content/early/2015/04/16/cercor.bhv076.abstract?sid=47ee912b-921d-489c-b987-98f76b142af2
Imagen cortesía de SergeyNivens


Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

Etiquetas , , , , , ,

Temas relacionados