Terapias blancas

terapias blancas, diagnostico de cáncer,  calidad de vida al paciente, quimioterapia, paciente, médico, radioterapia, quimioterapía,
Calidad de vida al paciente

Enfrentarse a un diagnóstico de cáncer, es terrible. Pero que eso suceda hoy y no hace cinco años, hace la gran diferencia. Y es que en los últimos años la medicina ha tenido grandes avances en el combate de este mal, y por lo tanto, brindar una mejor calidad de vida al paciente.

La quimioterapia es una parte del tratamiento de cáncer históricamente traumático para quien lo padece. Efectos secundarios o colaterales como vómitos, pérdida de cabello, baja en las defensas, dolores etc., son atribuibles a la terapia, señala el doctor Oscar Gerardo Ramírez, oncólogo del Servicio de Oncología del Hospital Central Sur de Pemex. “En todos los tratamientos, ya sea, cirugía, radioterapia y quimio hay efectos colaterales, pero es más común hablar de los de la quimioterapia porque son los más notorios”, agrega.

“La quimioterapia es la aplicación de medicamentos para destruir la células cancerosas, que puede aplicarse posteriormente de la cirugía (adyuvante) o antes de un procedimiento quirúrgico (neoadyuvante). Se busca reducir el tamaño del tumor o controlar la posible enfermedad circulante”, explica el especialista.

El avance más novedoso en quimioterapia es la Terapia Blanco. El doctor Ramírez indica que a “diferencia de la quimio tradicional, en la que se suministran sustancias tóxicas para atacar a las células cancerosas y que también dañan a las sanas, la terapia blanco se dirige al tumor, atacando a las células malignas y afectan mucho menos a las células sanas”.

“El beneficio que obtiene el paciente es mayor, debido a que los efectos secundarios son menos agresivos o hay más posibilidades de minimizarlos con algunos medicamentos”.

El especialista considera que para hacer más efectivo el tratamiento, el paciente debe seguir las recomendaciones que le proporciona su médico y nunca interrumpirlo. “Por ningún motivo debe abandonar la quimioterapia o radioterapia. Los oncólogos somos bien claros con los pacientes para que entiendan y acepten su enfermedad. Establecemos las metas a alcanzar para curar o controlar el cáncer. Pero hay miles de medicamentos mágicos que prometen curas milagrosas y muchos pacientes lo creen y abandonan el tratamiento”, puntualiza.

Imagen cortesía de Jessica Pacheco Ramírez | Plenilunia


, , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste