Siete mitos y sus verdades de los medicamentos genéricos

La Asociación Mexicana de Genéricos Intercambiables, comparte información respecto a las realidades de algunos de los mitos que rodean a los medicamentos genéricos.

Los llamados medicamentos “Similares”, no existen como clasificación oficial.
Los llamados medicamentos “Similares”, no existen como clasificación oficial.
Los lista de siete mitos de los medicamentos genéricos:

  1. Los genéricos son buenos para tratar síntomas sencillos, pero no para padecimientos crónicos o de alta seriedadREALIDAD: Todos los medicamentos genéricos intercambiables han demostrado química y clínicamente que se comportan exactamente igual en el organismo humano que los productos de marca, por lo que su eficacia y seguridad son aplicables a cualquier tipo de sintomatología o padecimiento.
  2. Los medicamentos genéricos son más baratos que los de marca porque contienen menos concentración del principio activo 

    REALIDAD: Una condición implícita e ineludible que los medicamentos genéricos deben tener, es precisamente que contengan el mismo principio activo que el producto de marca y exactamente en las mismas concentraciones. De lo contrario, no podría someterse a la prueba de bioequivalencia.

  3. Los medicamentos genéricos y los similares son exactamente lo mismoREALIDAD: Los llamados medicamentos “similares”, no existen como clasificación oficial. “similares” es el nombre de una cadena de farmacias que vende todo tipo de productos farmacéuticos, incluso genéricos; por lo tanto, no hay lugar a conclusión porque se trata de dos conceptos distintos.
  4. Tengo desconfianza en los genéricos porque las pruebas a las que son sometidos estos productos las hacen los mismos laboratorios fabricantes

    REALIDAD: Las únicas entidades elegibles para realizar las pruebas de intercambiabilidad que definirán si un medicamento es genérico o no son los llamados “Terceros autorizados” y se denominan así porque son absolutamente autónomos y, por reglamento, no pueden pertenecer a ninguna institución gubernamental ni deben tener relación alguna con los laboratorios farmacéuticos fabricantes.

  5. Es difícil creer que los resultados de las pruebas de laboratorio a las que son sometidas los genéricos , puedan aplicarse a los seres humanosREALIDAD: Las pruebas de equivalencia que realizan las unidades de farmacología clínica, denominadas “Terceros Autorizados”, se llevan a cabo en personas “voluntarias sanas”, las cuales se internan por un periodo de tres a cuatro días para estar en condiciones óptimas y recibir tanto  el medicamento de marca como el que pretende ser genérico. Esto con el propósito de evaluar comparativamente en sangre, los niveles que cada uno de estos productos alcanza.
  6. La diferencia de precio respecto de los productos de marca se debe en gran parte a que las plantas donde se fabrican los genéricos no reúnen las condiciones sanitarias adecuadas y no invierten tanto en aspectos de calidad.REALIDAD: Las plantas donde se fabrican los medicamentos son auditadas y aprobadas bajo los mismos parámetros con que las autoridades sanitarias del país evalúan a las plantas de producción de productos de marca. Ambas deben cumplir estrictamente con los estándares que exige el principio de “Buenas prácticas de manufactura”.

    Los controles de calidad utilizados en ambos casos deben ser exactamente los mismos.

  7. Existen muy pocas sales que tengan su equivalente de genéricos y son productos para uso cotidiano.REALIDAD: Actualmente existen 445 sales o principios activos en versión genérica, con lo que se cubre un 90% de los padecimientos que afectan a nuestra población. Existen más de 4 mil presentaciones de medicamentos genéricos al alcance del público en general y pueden encontrarse en más de 10 mil farmacias en todo el país.

Sitios de interés

Imagen cortesía de SimpleFoto


Avatar

Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

, , , , , , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste