Cuida tu salud, sin importar que llueve, truene o relampaguee

La época de lluvias ya está sobre nosotros. El viento, el agua y los cambios en la presión atmosférica representan un riesgo para tu salud, por lo que es importante fortalecer tu cuerpo y tu sistema inmunológico, sin importar qué tan fuerte sea la tormenta.

Expertos de la Universidad de Jakarta, en Indonesia, señalan que exponerse a la lluvia no puede causar problemas de salud nuevos, pero sí puede despertar síntomas que ya estaban presentes dentro de tu cuerpo. Las enfermedades respiratorias comúnmente asociadas con este fenómeno climático se deben más a un sistema inmunológico débil que a la exposición a fenómenos pluviales. Entonces la pregunta es: ¿Cómo puedes fortalecer tu sistema inmunológico, sobre todo para hacerle frente a esta época de lluvias?

Una dieta balanceada

El primer paso para tener un sistema inmunológico fuerte es llevar una dieta balanceada que le proporcione a tu cuerpo todos los nutrientes que necesita. Una dieta alta en Vitamina C, Omega 3 y Zinc, ayuda a tu cuerpo a tener mejores defensas y estar listo para enfrentar a todos los gérmenes que se pueden encontrar en la lluvia.

Si tu cuerpo no está recibiendo suficientes nutrientes, es importante consultar a tu médico para que te oriente sobre cómo suplementarte de manera adecuada.

¿Dormiste bien?

Cuando no duermes bien tu cuerpo tiene que hacer un esfuerzo titánico para mantenerte despierto. Para lograrlo, secreta una hormona llamada cortisol que te mantiene alerta, también suprime la respuesta de tu sistema inmunológico. Dormir de 6 a 8 horas es una manera natural de reponer tus defensas y estar preparado para todo.

Muévete

El ejercicio nos hace fuertes, y esta fuerza va más allá de tus músculos. Cuando te activas, todo tu cuerpo lo hace: tu sangre se llena de oxígeno, tu metabolismo se acelera y tu sistema inmunológico también se activa. Con un mínimo de 30 minutos de ejercicio al día puedes mejorar la capacidad de respuesta de tu cuerpo ante las infecciones. Si tu estilo de vida es sedentario, eres más propenso a enfermarte durante esta época. 

La calidez es importante 

Cuando baja la temperatura del ambiente, también lo hace la de tu cuerpo. Esta baja de temperatura lo hace vulnerable a posibles infecciones, por lo que mantenerse calientita y cómoda es muy importante. En esta época, sentarte con una cobija y una taza de bebida caliente es igual de importante que hacer ejercicio. ¡La clave está en encontrar el balance!.

No te estanques

No hay manera de ocultarlo, las ciudades se inundan generando charcos y muchos otros depósitos de agua estancada, lo que puede ser muy peligroso, ya que no sólo son un campo de cultivo de gérmenes y bacterias. También pueden atraer insectos como los mosquitos, que transmiten enfermedades como el dengue. Por esto, es importante alejarse de charcos y limpiar todas las áreas de tu casa donde el agua se pueda estancar.

El autocuidado y la salud preventiva son acciones que nos ayudan a estar sanos y llevar un estilo de vida saludable. 

Con información del Equipo de Educación en Salud y Ciencia de USANA https://holausana.com/salud-en-epoca-de-lluvias/

Imagen cortesía de Olga Yastremska, New Africa, Africa Studio


Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

Etiquetas , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Temas relacionados