Enfermedades hepáticas

enfermedades hepáticas, cirrosis hepática, enfermedades,  Hepatitis B y C, cirrosis, cáncer de hígado, falla hepática, prácticas sexuales no protegidas,  Fundación Mexicana para la Salud Hepática, mujer embarazada, prueba de sangre, seguridad,
Síntomas que una persona puede presentar como prueba de padecer hepatitis

En México, la cirrosis hepática es la tercera causa de muerte en hombres y la séptima en mujeres. Si bien es cierto que la esperanza de vida del mexicano se ha incrementado en los últimos años, también lo es el desconocimiento de algunas enfermedades, esto favorece el contagio y se refleja en el incremento de estadísticas y en el número de camas ocupadas en instituciones de salud.

El 50 % de los mexicanos está en riesgo de contraerla y 1 de cada 12 personas porta el virus, es la Hepatitis B y C. Ésta es provocada por un virus que afecta directamente al hígado y puede causar una infección para toda la vida, cirrosis, cáncer de hígado, falla hepática y finalmente la muerte.

Transfusiones sanguíneas, prácticas sexuales no protegidas, el uso de drogas intravenosas o intranasales, perforaciones y tatuajes -incluyendo el delineado de ojos, cejas y labios-, son algunos factores que favorecen el contagio de este virus.

Algunos síntomas que una persona puede presentar como prueba de padecer Hepatitis son la piel amarilla, cansancio, pérdida del apetito, náuseas, malestar abdominal, orina oscura y dolor en las articulaciones. Pero la verdadera problemática en la Hepatitis es que pueden pasar décadas sin presentar síntoma alguno, sino que se manifiestan cuando ha derivado en enfermedades severas.

El hígado puede evidenciar signos de inflamación que es posible detectar, pero sino, la inflamación puede hacer que las células hepáticas mueran y se formen cicatrices. Esto se le conoce como fibrosis, cuando la cicatriz es muy extensa se denomina cirrosis. Ambas pueden frenarse mediante el tratamiento aunque el virus persista. En algunos casos la cirrosis puede degenerar en insuficiencia hepática o cáncer de hígado.

El Doctor Enrique Wolpert Barraza, presidente médico del Comité Científico de la Fundación Mexicana para la Salud Hepática señaló que el riesgo de contraer esta enfermedad para hombres y mujeres es el mismo, la importancia en este sentido son las mujeres embarazadas pues pueden transmitir el virus al bebé quien puede desarrollar una infección crónica.

Una mujer embarazada debe hacerse una prueba de sangre para verificar la existencia de la infección al principio de su embarazo. Esta prueba se llama Antígeno de Superficie de la Hepatitis. Si los resultados fueran negativos al inicio de la gestación, pero si se continúa con comportamientos que colocaran a la madre en riesgos de contraer esta infección –más de una pareja, usar drogas y otros factores antes mencionados – debe hacerse esta misma prueba al final de su embarazo para descartar cualquier posibilidad.

El virus de la Hepatitis puede vivir fuera del cuerpo al menos 7 días y aún así ser capaz de causar la infección, nadie está exento de convivir o ser portador de este virus. Sólo una prueba de sangre puede determinarlo con seguridad.

Imagen cortesía de


Escrito por

Etiquetas , , , , , , , , , , ,

Temas relacionados