Prevén el dolor de espalda y disfruta de una buena salud

Uno de los dolores más comunes que todos hemos experimentado en algún momento, es el dolor de espalda. El más común es el dolor lumbar provocado por realizar movimientos bruscos, cargar cosas pesadas o hacer ejercicios sin un calentamiento previo.

La inactividad, el sobrepeso y la mala postura pueden causar dolor de espalda.
La inactividad, el sobrepeso y la mala postura pueden causar dolor de espalda.
De acuerdo con el Dr. William Watters III, médico cirujano ortopedista del Hospital Houston Methodist, “tener un estilo de vida sedentario puede provocar aumento de peso y como resultado, dolor de espalda. Por otro lado, el ejercicio brinda el tono muscular adecuado para apoyar la espalda y prevenir el dolor.

Es así que siempre es recomendable “hacer ejercicios cardiovasculares y de fuerza dos o tres veces por semana, especialmente aquellos que fortalecen los músculos abdominales y de la espalda. El ejercicio es crítico para reducir la aparición de dolor lumbar.”

Para el Dr. Watters, casi todos subestiman el papel de la espalda y, por lo tanto, no le brindan la atención adecuada. Es esencial saber que, de todos los dolores incapacitantes, “el dolor de espalda es el más común y el que impide que las personas realicen sus actividades diarias.”

Junto con la inactividad y el sobrepeso, la mala postura puede causar dolor de espalda. La posición correcta es orejas sobre hombros, hombros sobre caderas y caderas sobre tobillos. Inclinar la cabeza hacia adelante, permitir que los hombros caigan hacia adelante mientras está frente a la computadora o mirar el teléfono puede causar espasmos musculares y puede ejercer presión sobre los nervios, provocando un problema mayor.

Además, actualmente muchos de nosotros pasamos más de ocho horas en una oficina sentados, por lo que la silla es un factor crítico para evitar dolores de espalda.

De acuerdo con el experto el dolor de espalda puede desarrollarse cada vez que se permanezca en una misma posición durante un período prolongado. Por ejemplo, sentarse en una silla de oficina o en el automóvil o pararse en un lugar.

La movilidad es vital para mantener la fuerza y una postura equilibrada. Se recomienda que se levante de la silla cada 45 minutos para mover los músculos y evitar la tensión, aliviando o previniendo el dolor de espalda.

El dolor de espalda es quizás la enfermedad más debilitante del mundo, más que cualquier otra enfermedad, por lo que debe tratarse como un problema grave. Las personas tienden a subestimar la urgencia de un problema de espalda y no acuden al médico. Es importante que comprendamos que nuestra espalda es nuestro pilar central y que sin ella no podríamos movernos,” concluye el especialista.

Imagen cortesía de diego_cervo


Avatar

Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

, , , , , , , , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste