El impuesto al tabaco ¡Sí funciona!

Según la Organización Mundial de la Salud, el impuesto al tabaco es la medida más costo-efectiva para reducir el consumo de tabaco
[/media-credit] Según la Organización Mundial de la Salud, el impuesto al tabaco es la medida más costo-efectiva para reducir el consumo de tabaco
El impuesto al tabaco ¡Sí funciona!, así  presentaron la campaña que lleva acabo  las Organizaciones de la sociedad civil , para sensibilizar a la población, a legisladores y a funcionarios del Poder Ejecutivo sobre los beneficios de una reforma de ley que aumente el impuesto especial a productos de tabaco.

En esta campaña se tiene un objetivo muy claro: que es generar conciencia entre la población y exigir a tomadores de decisión, principalmente legisladores y funcionarios del Poder Ejecutivo,  y que apoyen el incremento en la indexación del impuesto especial a productos de tabaco porque es una política fiscal saludable, señalo Erick Antonio Ochoa, Director de Iniciativas para el Control del Tabaco de la Fundación Inter Americana del Corazón México.

También externo que en el marco de una reforma fiscal integral, como la que se plantea este año, sería un grave error dejar fuera de la discusión la posibilidad de incrementar e indexar los impuestos al tabaco, como lo recomienda la Organización Mundial de la Salud. Se necesita reforzar la reforma fiscal sobre estos productos para disminuir eficazmente la carga de enfermedad y muerte que deja al país, pero sobre todo para alejar a los infantes y adolecentes del inicio temprano de un consumo que puede transformarse en adicción y agravarse en otras adicciones.

Las organizaciones Alianza Contra el Tabaco (ACTA), Alianza Nacional para el Control del Tabaco (ALIENTO), Comunicación, Dialogo  y Conciencia (CODICE), Consejo Mexicano del Tabaquismo (CMCT), Fundación InterAmericana del Corazón México (FIC) y Red México sin Tabaco presentaron dicha campaña, cuyas imágenes podrán apreciarse en anuncios espectaculares y vallas publicitarias en la ciudad.

El cultivo, comercio y consumo del tabaco conforman un gran mal negocio para el país, en beneficio de dos empresas transnacionales, que ni en el campo y ni en la procesadoras de tabaco se crean suficientes fuentes de trabajo señaló Juan Núñez Guadarrama, coordinador de (ALIENTO).

A cambio la atención de solo 4 de la principales enfermedades del consumo del tabaco (infarto agudo al miocardio, enfermedad cerebrovascular, enfermedad pulmonar obstructiva crónica y cáncer pulmón)requiere de erogaciones que oscilan entre los 45 mil millones de pesos y los 72 mil millones de pesos al año, por ello el tema del aumento al impuesto al tabaco no es exclusivo de especialistas y de iniciados en temas fiscales, si no de los ciudadanos de a pie, de las personas comunes que pueden ser afectadas por la mortífera sustancia, agregó.

Según informes de la OMS sobre la epidemia mundial del tabaquismo 2013, México se está quedando atrás en comparación con otros países de la región en cuanto a hacer cumplir cabalmente con todas las disposiciones del tratado, por lo que hacen falta acciones concretas proteger  la salud de la población. El convenio, elaborado en respuesta a la globalización de la epidemia del tabaquismo y ratificado por 177 países, es un tratado internacional basado en pruebas científicas que reafirma el derecho de todas las personas a gozar del grado máximo de salud que se pueda lograr.

Imagen cortesía de Tuulijumala


Avatar

Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

, , , , , , , , , , , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste