Claves para enseñar a tus hijos a cuidar el agua en casa

Durante este periodo de encierro han aumentado considerablemente los gastos en energía y, sobre todo en agua, dentro de los hogares.

lavado de manos
Independientemente de la importancia del lavado de manos en esta temporada de pandemia, un lavado adecuado de manos puede ayudar ahorrar hasta 10 litros de agua por lavada.

Según la Organización Mundial de la Salud, la ducha estándar de 10 minutos consume 200 litros de agua, cifra que ha incrementado hasta 3 veces su uso dentro de las casas, dejando en 600 el número de litros utilizados por cada persona que se baña.

Ante la importancia de crear conciencia desde temprana edad acerca de estos temas, Ecolab, líder en soluciones y servicios de agua, higiene y prevención de infecciones, te invita a conversar con los pequeños de la casa y realizar junto con ellos, algunas acciones que pueden traer grandes cambios en un futuro:

Aprender a lavarse las manos. Lavarse las manos es una de las actividades que todos realizamos de manera constante y con las que estamos más familiarizados. Sin embargo, nueve de cada diez personas no lo hacen de manera adecuada.

Independientemente de la importancia del lavado de manos en esta temporada de pandemia, un lavado adecuado de manos puede ayudar ahorrar hasta 10 litros de agua por lavada. Aprovecha este tema tan importante e integra a los niños en este aprendizaje.

Bañarse con menos agua. La ducha suele ser un lugar perfecto para que los niños echen a andar su imaginación, pero también el lugar idóneo para gastar cientos de litros de agua.

Ayuda a tus pequeños a entender que la hora del baño es para asearse y no para jugar. Recuerda que cada minuto en la ducha gasta entre 8 y 15 litros de agua.

Arreglar la casa en familia. Esta puede ser una excelente idea para invertir tiempo juntos. Puedes jugar a reparar la casa y a descubrir, entre otras cosas, fugas de agua que pueden llegar a desperdiciar hasta 200 litros de agua al día, como es el caso de las fugas en el inodoro.

Esto ayudará a tus niños a ser atentos y cuidados con sus hogares y con los temas ambientales.

Agua de la ducha, agua para regar las plantas. Así es, puedes enseñar a tus hijos a ahorrar agua mientras se bañan; el agua fría que sale durante el inicio del baño suele irse completamente limpia a las alcantarillas.

Una opción para aprovechar esta agua en familia es juntarla en una cubeta y luego usarla para regar las plantitas de la casa, realizar tareas de limpieza en el hogar o regar el huerto familiar, actividad recreativa que puedes implementar junto con los niños.

Recicla el agua de lluvia. Esta acción seguro que les encantará a tus hijos. Aprovecha esta temporada de lluvias y enseña a tus hijos lo que es el reciclaje.

El agua de lluvia puede servir para hacer quehaceres domésticos, regar plantas al interior de la casa o lavar el auto, y lo mejor de todo, es que los niños pueden ayudarte en todas estas dinámicas, de esta manera invertirán el tiempo en aprender también.

Hacer estos sencillos pasos de manera constante y didáctica con los niños, ayudarán a tener momentos agradables, divertidos y educativos para las futuras generaciones.

 

 

 

 

 

Imagen cortesía de Igor Pushkarev


Avatar

Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

, , , , , , , , , , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste