Tratamientos para dejar de fumar

proceso tanto físico, psicológico,dejar de fumar,persona fumadora,  terapias alternativas,parche de nicotina,síndrome de abstinencia, bupropión,dependencia al cigarro,
Terapias alternativas

El dejar de fumar es un proceso tanto físico como psicológico. En primera instancia o el paso fundamental para dejar atrás el cigarro es la iniciativa y decisión de la persona fumadora, cuando esto ya sucedió ahora si a buscar ayuda.

El Dr. Raúl H. Sensores, Jefe del Departamento de Investigación en Tabaquismo y EPOC en el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER) Ismael Cosio Villegas, asegura “los tratamientos para dejar de fumar son diversos, aunque no todos te dan los resultados que te prometen, una persona que quiera dejar de fumar, claro que puede acudir a ver cuál le gusta.

Pero debe de estar consciente de que quiere dejar el hábito del cigarrillo. Hay lugares en donde te van a prometer que dejarás el cigarro en una sola sesión, eso sí suena un tanto incoherente, mejor les recomendaría que acudieran a instituciones reconocidas pues está en riesgo su salud”.

Existen diversos tratamientos o procedimientos que ayudan a sustituir las ganas de consumir la nicotina desde medicamentos hasta terapias alternativas.

El parche de nicotina son tiras que se adhieren en el cuerpo cuyo objetivo es que la nicotina se absorba a través de la piel ayudando a controlar el síndrome de abstinencia, su efectividad aproximada es entre 5 y 15%. Puede causar efectos secundarios como sarpullidos, vértigos, dolor de cabeza, náuseas, mareos, insomnio y aumento de la frecuencia cardiaca, por ello solo se sugiere el uso por prescripción médica.

Chicle de Nicotina es un fármaco que contiene entre 2 y 4 miligramos de nicotina y además tienen un sabor desagradable. Los chicles de nicotina liberan cantidades controladas de esta sustancia en la boca y pertenecen a un método denominado Terapia de Sustitución de Nicotina. Al masticar el chicle la mucosa bucal la absorbe, pasa a la sangre y posteriormente llega al cerebro, donde actúa disimulando el efecto placentero de un cigarrillo. Los efectos secundarios son similares a los del parche.

El bupropión actúa sobre los mismos centros nerviosos sobre los que actúa la nicotina y produce efectos similares pero sin causar dependencia, provoca menos síntomas de abstinencia que otros fármacos.

En otros países existe el spray nasal y el inhalador bucal de nicotina, en México puedes encontrar en el mercado el parche, el chicle y el comprimido de bupropión. El Dr. Raúl sugiere que acudas a una terapia que complemente tu tratamiento así no tendrás problemas para dejar la dependencia al cigarro.

El INER ofrece tratamientos para dejar de fumar, en el podrás encontrar una gama amplia de soluciones, además de que estarás en las manos de expertos en la materia.

Imagen cortesía de


Avatar

Escrito por

, , , , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste