Senadores aprueba dar atención médica de urgencia a embarazadas, sin importar si son derechohabientes o no

La Cámara de Senadores avaló reformar las leyes General de Salud, del Seguro Social y del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado, a fin de que se preste atención expedita a las mujeres embarazadas que presenten alguna urgencia obstétrica.

El dictamen se remitió al Ejecutivo Federal.
El dictamen se remitió al Ejecutivo Federal.
Con estas reformas, deberán ser atendidas todas las mujeres embarazadas que requieran atención de urgencia –ya sea que ésta se solicite de manera directa o a través de la referencia de otra unidad médica– en las unidades con capacidad para la atención de urgencias obstétricas, independientemente de su derechohabiencia o afiliación a cualquier esquema de aseguramiento.

En el dictamen, aprobado por unanimidad, se subraya que a pesar de que el marco jurídico vigente prevé la atención de las urgencias obstétricas, y a pesar de las acciones del gobierno federal para reducir la mortalidad materno-infantil, la mortalidad materna continúa siendo un problema de salud pública importante.

La mortalidad materna, detalla, afecta principalmente a mujeres embarazadas que no cuentan con seguridad social, en condiciones de pobreza y que residen en zonas de marginación, razón por la que es necesario fortalecer el marco normativo, a fin de garantizar el acceso a toda mujer a la atención médica ante una urgencia obstétrica.

En este sentido, el modelo propuesto prevé el mecanismo de portabilidad de las usuarias de los servicios públicos de salud y de seguridad social, con lo que se eliminan las barreras que persisten para el acceso a la atención efectiva y oportuna.

Al presentar el dictamen, el presidente de la Comisión de Seguridad Social, Fernando Mayans Canabal destacó los datos del Centro Nacional de Equidad y Género y Salud Reproductiva, en los que se expone que en la actualidad, a nivel nacional, se registran 2.1 millones de embarazos cada año y alrededor de 300 mil presentan complicaciones obstétricas.

Este impacto, agregó, se traduce en 30 mil mujeres que quedan con secuelas obstétricas, que las convierten en discapacitadas, además de que 1,100 mujeres fallecen, con lo que se deja una secuela social de 3 mil huérfanos cada año. No obstante, advierte que 80% de las defunciones maternas son prevenibles.

Ante este panorama, argumentó el legislador las mujeres en México enfrentan situaciones de riesgo que les impide ejercer plenamente el derecho a la salud, que consagra el artículo 4o. constitucional.

La titular de la Comisión de Salud, Maki Esther Ortiz Domínguez, aseguró que con este dictamen se promueve la cooperación entre instituciones para el mejor aprovechamiento de la capacidad instalada, en materia de prestación de servicios de salud y se garantiza la prestación de servicios médicos de urgencias, de acuerdo a la normatividad vigente.

La senadora reconoció que, a pesar de las reformas recientes, la atención que se brinda a las mujeres no siempre es adecuada, oportuna y eficiente. En promedio, se tienen 931 casos de mujeres que dan a luz fuera de los hospitales, añadió.

Asimismo, resaltó que se han incrementaron las tasas de embarazos de mujeres adolescentes y de las que se encuentran al final de su periodo productivo, por lo que ambas situaciones se convierten en embarazos de alto riesgo. La mortalidad materna en las mujeres menores de 20 años, dijo, es alta, al registrarse 59.3 defunciones por cada 100 mil nacidos vivos.

En tanto, la senadora Martha Elena García Gómez,advirtió que la muerte materna por urgencias obstétricas deja manifiesto que las mujeres siguen enfrentando situaciones de riesgo y desigualdad que les impiden ejercer plenamente su derecho a la salud.

Indicó que según cifras oficiales, las brechas entre la mayoría de las entidades federativas para cumplir con la razón de mortalidad propuesta en los Objetivos del Milenio siguen existiendo; la razón de mortalidad materna nacional disminuyó el 38.2% en 2013 de acuerdo con datos del Observatorio de Mortalidad, a nivel nacional México, por lo que no se cumplió con la meta planteada para 2015 de reducir la muerte materna al 24%.

En este sentido, informó que solo Puebla y Oaxaca lograron cumplir la meta de reducir la mortalidad materna, mientras que entidades como Aguascalientes, Campeche, Coahuila, Quintana Roo y Tamaulipas, la incrementaron con respecto a años anteriores.

La senadora Sonia Rocha Acosta, subrayó que de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, la mortalidad materna es la principal causa de muerte entre mujeres en edad reproductiva a nivel global.

Cuando una mujer muere, explicó, deja a niños que se convertirán en jóvenes desprotegidos, no obstante, algunos contarán con un padre de familia que “hará lo posible por sacarlos adelante”, pero que según las estadísticas y la historia de México determinan que “las mamás son fundamentales”.

La legisladora también recalcó que el dictamen representa un gran paso para garantizar el acceso a las mujeres embarazadas a la atención obstétrica, disminuyendo la mortalidad materna y “garantizando el bien jurídico tutelado de los menores y una familia estable”.

Imagen cortesía de Senado de la República | México


Avatar

Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

, , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste