¡Hay de lunares a lunares! conoce los tratamientos para cáncer de piel

Tratamientos recientemente diseñados a través de la biotecnología, hacen uso del propio sistema inmune de las personas, activando las células clave que bloquean el crecimiento anormal de las células cancerígenas, atacando así a la enfermedad.
Tratamientos recientemente diseñados a través de la biotecnología, hacen uso del propio sistema inmune de las personas, activando las células clave que bloquean el crecimiento anormal de las células cancerígenas, atacando así a la enfermedad.

Una nueva terapia para el melanona (tipo de cáncer en la piel) reporta resultados efectivos en el tratamiento de esta enfermedad.  

La introducción de la inmunoterapia que ha sido la primera en demostrar extender significativamente la vida de pacientes que padecen melanoma avanzado, constituye uno de los avances más relevantes para su combate en la última década.

Tratamientos recientemente diseñados a través de la biotecnología, hacen uso del propio sistema inmune de las personas, activando las células clave que bloquean el crecimiento anormal de las células cancerígenas, atacando así a la enfermedad.

En el caso específico del melanoma, este tipo de cáncer es en general curable si es tratado en estadios tempranos. Sin embargo, en etapas avanzadas el promedio de sobrevida es de sólo 6 meses, con una tasa de mortalidad a un año del 75% de los casos. De acuerdo al Registro Histopatológico de Neoplasias Malignas, publicado en 2003 por la Secretaria de Salud, el 1.5% de los casos nuevos de cáncer reportados corresponden a algún tipo de melanoma.

Entre los factores de riesgo para desarrollar melanoma están los antecedentes de quemaduras solares (especialmente durante la niñez y la adolescencia),

Los principales factores de riesgo para desarrollar melanoma son ser de raza blanca (piel blanca, cabellos rubios o rojizos y ojos claros), la edad y el sexo (adultos mayores, con ligero predominio por el sexo masculino), antecedentes familiares de melanoma, historia personal de melanoma u otros cánceres cutáneos no melanoma (carcinoma basocelular, carcinoma espinocelular), fotosensibilidad, dificultad para broncearse, haber recibido exposiciones solares intensas de tipo intermitente, fotoprotección inadecuada, antecedentes de quemaduras solares (especialmente durante la niñez y la adolescencia), tratamientos fototerápicos previos (PUVA, UVB, etc.) o uso frecuente de camas solares”, comenta el Dr. José Francisco Gallegos, Jefe del Departamento de Tumores de Cabeza, Cuello y Piel del Hospital de Oncología Centro Médico Nacional  Siglo XXI.

Por su parte el Dr. Miguel Ángel Álvarez Avitia, Investigador y Docente de la Clínica de Tumores Genitourinarios y la Clínica de Tumores de Cabeza y Cuello, del Instituto Nacional de Cancerología, destaca que el tratamiento del melanoma puede darse de manera quirúrgica, en el que se extirpa la zona afectada y se da seguimiento para evitar reincidencias o a través de inmunoterapia y agrega que “este tipo de inmunoterapia biológica es clave para el tratamiento del melanoma avanzado, ya que ha demostrado un incremento significativo en la tasa de supervivencia del 46% y 25% de pacientes vivos en el primer y segundo año, con pacientes que continúan vivos después de 3 y 4 años de haberles sido administrado el tratamiento.”.

En México, la inmunoterapia para el tratamiento del melanoma avanzado ha sido introducida recientemente. Para saber si se es candidato a recibirla, se recomienda que las personas que tengan uno o más de los factores de riesgo citados acudan a una cita con un dermatólogo que pueda iniciar acciones de manera oportuna y referirlos al médico oncólogo adecuado.

Te recomendamos:  Postre saludable para personas con diabetes: Cremitas de limón con merengue

Información general

¿Qué es el Melanoma Metastásico?

El melanoma es un tipo de cáncer de piel caracterizado por el crecimiento descontrolado de las células responsables de la pigmentación (melanocitos) que se encuentran en la piel. 1 El melanoma metastásico es la forma más agresiva de cáncer de piel y aparece cuando el cáncer se expande más allá de la superficie de la piel, y se traslada a los nódulos linfáticos, los pulmones, el cerebro y otras áreas del cuerpo

La incidencia del melanoma ha ido en ascenso durante los últimos 30 años. 1 La edad promedio de diagnóstico de melanoma es de 57 años y la edad promedio de fallecimiento, 67.

Factores de riesgo

El melanoma cuenta con una serie de factores de riesgo, como tener antecedentes médicos familiares, haber sufrido melanoma previamente, la proliferación de lunares atípicos desde el punto de vista clínico, así como las mutaciones genéticas hereditarias.3 Además de los factores de riesgo genéticos, la exposición al sol puede contribuir a la aparición del melanoma. 3  Las personas que tienen piel clara o que no alcanzan un bronceado con facilidad también tienen un mayor riesgo de desarrollar la enfermedad. No obstante, el melanoma puede aparecer en cualquier individuo, independientemente del grupo étnico al que pertenezca, afectando áreas del cuerpo aunque no hayan sido sometidas a gran exposición solar.

Estadios de la enfermedad

Como la mayoría de los cánceres, los pacientes con melanoma están separados en cinco categorías, según el tamaño y grosor del tumor, y si el cáncer se ha trasladado o no a los nódulos linfáticos, y dependiendo de que el tumor se haya extendido o no más allá de la piel. 4 El estadio 0 se utiliza para el melanoma in situ, o una anomalía en la región epidérmica de la piel. 4 El melanoma se encuentra en estadios I y II cuando la enfermedad está localizada, en etapa temprana; y los estadios III y IV se utilizan para casos de melanoma avanzado, es decir cuando el melanoma se expande hacia otras partes del organismo.

  • Melanoma en estadio III o melanoma metastásico regional: es el cáncer que  tiene evidencia de metástasis regionales, ya sea hacia los nódulos linfáticos que se encuentran en la región peritumoral (nódulos linfáticos regionales) o metástasis intralinfática (dentro de los vasos linfáticos, metástasis en tránsito o satélites). Este estadío se divide en 3 subgrupos, según el tumor esté ulcerado o no, el número de nódulos linfáticos afectados, que las metástasis a los ganglios sean microscópicas o macroscópicas y la presencia o ausencia de metástasis en tránsito o satélites.
  • Estadio IV o melanoma metastásico distante: es el cáncer que tiene evidencia de metástasis a distancia, considerándose así cuando se extiende a la piel en sitios distantes al tumor primario, ganglios linfáticos fuera de la región de la lesión, metástasis subcutáneas fuera de la región de la lesión, y hacia otros órganos importantes del cuerpo como pulmones, hígado, cerebro o huesos entre otras vísceras.
Te recomendamos:  Identifica las emociones en tu cuerpo

Detección y Diagnóstico

el “ABCD” del melanoma
El “ABCD” del melanoma

Los siguientes signos de advertencia pueden ser útiles para la detección del melanoma. Cualquier lunar con estas características debe ser sometido a revisión por un especialista.

Vale la pena utilizar el “ABCD” del melanoma, el cual se refiere a:

A = Asimetrías en la forma del lunar

B = Bordes irregulares, con límites difusos, borrosos

C = Color cambiante, con sombras variables en la coloración de la piel a tono marrón, negro, rojizo, azulado o blanco.

D = Diámetro del lunar o la lesión: si es mayor a 6 mm (como el diámetro de una goma de borrar en el extremo de un lápiz), aunque hay melanomas de menor tamaño.

En algunos casos, el melanoma metastásico puede no ser detectado hasta mucho tiempo después de que el melanoma original sea extirpado. 1 De hecho, aproximadamente, entre un dos y un seis por ciento de los casos de melanoma metastásico tiene un origen primario desconocido6 y puede ser mal diagnosticado como un tipo de tumor primario diferente.

Tratamiento actual

El melanoma avanzado es una enfermedad compleja, difícil de tratar. Si bien la extracción quirúrgica del tumor constituye el tratamiento primario del melanoma, esta práctica es menos frecuente en estadíos avanzados de la enfermedad ya que las células cancerígenas dejan de estar localizadas. 7 El tratamiento para el melanoma en estadío III y IV depende de que el tumor pueda ser removido quirúrgicamente o no.

Tratamientos para el melanoma metastásico:

  • Quimioterapia: uso de drogas o medicamentos, por ejemplo químicos, que ayudan a destruir las células cancerígenas que se han extendido a otras partes del cuerpo o han desarrollado una metástasis.
  • Inmunoterapia: un tratamiento que estimula la respuesta del sistema inmunológico del propio paciente para que éste identifique y destruya las células cancerígenas.
  • Radioterapia: el uso de partículas de alta energía u ondas que ayudan a destruir o dañar las células cancerígenas.10 En melanoma metastásico se puede utilizar para aliviar el dolor u otros síntomas.
Te recomendamos:  Necesitas sólo 2 ingredientes para recuperar la piel radiante de tu cara

Pronóstico y esperanza de sobrevida

En pacientes con melanoma, el índice de sobrevida varía muchísimo, según el estadío de la enfermedad en la que se encuentre. El melanoma es generalmente curable cuando es tratado en estadíos tempranos. 12 Sin embargo, en estadíos más avanzados, el índice promedio de sobrevida es de sólo 6 meses con una mortalidad de 1 año del 75%,13 lo cual convierte a la enfermedad en uno de los tipos de cáncer más agresivos.

Estos índices se basan en un meta-análisis de 42 estudios en fase 2 realizado entre 1975 y 2005 por múltiples grupos cooperativos, en más de 2.100 pacientes con y sin tratamiento previo con melanoma metastásico en estadío IV.

  • Los pacientes con melanoma en estadío III tienen un índice de sobrevida que va desde un 40 a un 78 por ciento, según en qué sub-estadío se encuentren.
  • Los pacientes con melanoma en estadío IV tienen un índice de sobrevida, aproximadamente, de entre 15 y 20 por ciento, aunque puede ser más alto si el cáncer sólo se ha extendido a sectores de la piel alejados del lugar de origen o hacia nódulos linfáticos distantes en vez de atacar otros órganos, o si el nivel de lactato deshidrogenasa – enzima que aparece en mayor concentración cuando el cuerpo presenta una enfermedad-  (LDH) en sangre es normal.

Melanoma en Cifras

En 2000, a nivel mundial se diagnosticaron 200,000 casos de melanoma maligno y se produjeron 65,000 defunciones relacionados con este tipo de cáncer. 1 

En América Latina, no se cuenta con un registro fidedigno de los casos de melanoma que se presentan, sin embargo, según estimaciones de la International Agency for Research on Cancer señalan que en México hay una prevalencia de 1 en cada 100 mil habitantes. 2 

De acuerdo al Registro Histopatológico de Neoplasias Malignas, de la Secretaria de Salud, cerca del 1.5% de la población en México padece melanoma.

Fuentes para más información acerca del melanoma:

 

 1 http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs305/es/
 2 http://www.medigraphic.com/pdfs/gaceta/gm-2010/gm102i.pdf

Imagen cortesía de Depositphotos.com | Plenilunia



Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

Etiquetas , , , , ,

Temas relacionados