3 sencillas técnicas de relajación para antes de dormir

Se acerca el fin de un año que ha estado envuelto de muchas complicaciones. El estrés y la ansiedad se han tornado un grave problema en el día a día y esto afecta tu sueño directamente. Esto se debe a que el ritmo cardiaco y presión arterial aumentan con dichos síntomas, acelerándote e impidiéndote tener un descanso óptimo.

pareja ralajada
¿Sabías que relajarse antes de dormir, hará que tu calidad de sueño mejore?

Existen diferentes técnicas de relajación que pueden ayudar a contrarrestar la carga generada por el estrés o la ansiedad que te harán sentir mejor y aumentar la sensación de bienestar. Con una buena práctica podrás conciliar el sueño más fácilmente.

De acuerdo con la experta neurobióloga y jefa de investigación del sueño en Emma – The Sleep Company, Dra. Verena Senn “es bueno tener tu propia rutina a la hora de acostarse basada en sus preferencias personales para que se pueda dormir mejor”.

Una rutina a la hora de acostarse puede incluir una o diferentes combinaciones de prácticas calmantes y diferentes técnicas de relajación que ayudan a disminuir la presión arterial y la frecuencia cardíaca, lo que lo lleva a conciliar el sueño más rápido.”

Por eso, la experta te aconseja estas 3 sencillas técnicas de relajación para incluir en tu rutina antes de dormir:

  1. Respiración

Estudios han revelado que centrarse en la respiración puede ayudar a aliviar la ansiedad. Respirar lentamente puede beneficiar a la mente y cuerpo. Adicionalmente, se produce más melatonina (hormona clave en el proceso de inicio del sueño).

Una de las técnicas más conocidas es la de la respiración 4-7-8, para poder realizarla se debe estar sentando con la espalda recta y colocar la punta de la lengua justo detrás de los dientes frontales superiores, esta posición deberá mantenerse durante toda la rutina hasta el final.

Una vez en esa posición, tendrás que inhalar por la nariz mientras cuentas hasta 4, contener la respiración y contar hasta 7, luego exhalar por la boca y contar hasta 8. Este ejercicio de respiración debe repetirse 3 veces.

  1. Visualización a través de la meditación

Se ha demostrado científicamente que la visualización ayuda a las personas a conciliar el sueño más rápido. Esta técnica se puede practicar durante una especie de meditación e incluye visualizarse en un lugar tranquilo, imaginar un objeto como una flor brotando en primavera o la conocida escena de una oveja saltando sobre una cerca repetidamente.

Para visualizar, comienza poniéndote en una posición cómoda, sentado o acostado, luego cierra los ojos y relájate respirando lenta y profundamente.

Elige tu lugar, objeto o color e intenta visualizarlo. Respira mientras mantienes en la mente ese lugar, objeto o color, esta técnica puede ayudar a caer rápidamente en el sueño y quedarse dormido.

  1. Técnicas musculares

También llamada relajación muscular progresiva o relajación muscular profunda de Jacobson, las técnicas musculares implican tensar diferentes músculos del cuerpo y luego liberar la tensión. La forma de hacer esta técnica correctamente es comenzar con la parte superior de los brazos.

Flexiona los antebrazos y deja que se relajen lentamente. Respira hondo y continúa con el pecho y el abdomen. Tensa los músculos abdominales y torácicos y luego exhala lentamente mientras relajas estos músculos.

Imagen cortesía de frecuencia cardíaca


Avatar

Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste