Frente a COVID-19 convocan a reforzar acciones para garantizar salud, nutrición, educación y protección de bebés durante sus primeros mil días

En Save the Children ya estamos trabajando para para proteger a la niñez durante #LosPrimerosMilDías con acciones como apoyo a Centros Comunitarios de Desarrollo Infantil para brindar herramientas a educadores y a madres y padres de familia, además de la promoción de campañas de lactancia materna y vacunación, entre muchas otras iniciativas por las que estamos procurando los recursos necesarios y para ello necesitamos seguir contando con el apoyo y donaciones de nuestros embajadores, aliados y de la sociedad en general”, afirma Nancy Ramírez, directora de Incidencia Política de Save the Children.

Joven madre feliz con bebé en casa
Solo tres de cada 10 bebés mexicanos reciben lactancia materna exclusiva por 6 meses.

En México se implementan diferentes programas públicos dirigidos a atender este importante periodo, así como a toda la primera infancia (0 a 6 años de edad), a pesar de que en noviembre del año pasado se aprobó la Estrategia Nacional de Atención a la Primera Infancia, ésta corre riesgo de no ser implementada adecuadamente debido a la falta de soporte político y de una correcta asignación presupuestal. “En Save the Children trabajamos y exhortamos a los gobiernos, sociedad civil, sector privado, familias y comunidades a emprender esfuerzos bajo un enfoque integral que cubra las necesidades de crecimiento y atienda las carencias y desigualdades a las que se enfrenta este grupo de la población en materia de salud, nutrición, seguridad y protección, así como educación inicial que son nuestros pilares rectores. Frente al COVID-19 es necesario reforzar estas acciones para proteger a la niñez desde el inicio”, continuó.

En este sentido, con el objetivo de reforzar las acciones para proteger a niñas y niños durante #LosPrimerosMilDías, Save the Children recomienda:

  • Asegurar una asignación de presupuesto público suficiente para la Estrategia Nacional
    de Atención a la Primera Infancia, así como para todas las intervenciones clave para la
    niñez en salud, alimentación, educación y cuidados, protección social y protección contra la
    violencia.
  • Fortalecer el seguimiento de las consultas prenatales para ampliar la entrega de suplementos alimenticios a mujeres embarazadas, en particular para quienes viven en zonas de mayor desventaja.
  • Fortalecer las acciones de difusión sobre la importancia de la Lactancia Materna, así como acciones de apoyo a mujeres que deciden amamantar.
  • Impulsar programas que promuevan la educación inicial y el acceso al preescolar.
  • Garantizar el acceso a servicios de salud, de calidad y con calidez, para las mujeres y bebés, y fortalecer las campañas de promoción de la vacunación para la población en general.
  • Impulsar campañas para prevenir la violencia, así como promover pautas de crianza con ternura.

También nos expone que el país enfrenta retos para garantizar el mejor inicio en niñas y niños menores de 2 años de edad, estos podrían agravarse debido a las consecuencias colaterales provocadas por el COVID-19.

Agrega que “estamos preocupadas por posibles reducciones en esquemas de vacunación de bebés, ya que las familias pueden no asistir a los controles de salud por temor a contagios del COVID-19 en clínicas. Por otra parte, nos alarman los impactos en la alimentación de niñas y niños y mujeres embarazadas debido a las afectaciones económicas en las familias, así como el incremento de mortalidad materna de mujeres que han contraído el COVID-19“.

Imagen cortesía de FamVeldman


Sitios de interés


Avatar

Escrito por

, , , , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste