Acudir enfermo al trabajo o retirarse temprano por esta causa ¿generan mayores pérdidas que cuando se queda en casa?

 

El presidente de la Comisión de Salud, Elías Octavio Iñiguez Mejía, sostuvo que el impacto del ausentismo, acudir enfermo al trabajo o retirarse temprano por esta causa, ha generado, en lo que va del 2016, una pérdida económica de 1,647 millones de pesos. En la presentación del estudio “El impacto de la salud en la productividad: Caso de la industria automotriz mexicanase reveló que cuando la persona va enferma a trabajar no es productiva y genera mayores pérdidas que cuando se queda en casa; ocasiona 4.5 veces más mermas de productividad que el ausentismo.

Empresarios estiman que para el 2030 estas mermas podrían alcanzar el 6.3 por ciento del PIB
Empresarios estiman que para el 2030 estas mermas podrían alcanzar el 6.3 por ciento del PIB

Durante el “Encuentro por la salud, productividad y competitividad”, los integrantes de la comisión se reunieron con empresarios de las industrias automotriz y farmacéutica, quienes presentaron sus estudios sobre los costos económicos que tiene el ausentismo laboral.

El legislador afirmó que las enfermedades con mayores repercusiones sobre la productividad laboral son:

  • depresión
  • migraña
  • enfermedades respiratorias
  • hipertensión
  • y diabetes

Iñiguez Mejía planteó la necesidad de analizar este tema de forma multidisciplinaria; de lo contrario, advirtió, las repercusiones económicas a causa del ausentismo laboral por enfermedad representará un obstáculo para el desarrollo de la economía nacional.

Durante la presentación del estudio “El impacto de la salud en la productividad: Caso de la industria automotriz mexicana, realizado por las asociaciones mexicanas de las industrias Automotriz (AMIA) y de Investigación Farmacéutica (AMIIF), se dijo que el análisis se enfocó en el estado de Guanajuato, donde este sector es un pilar de la economía laboral.

El documento detalla que los padecimientos que causan más del 50% de los problemas de ausentismo son las migrañas y las enfermedades respiratorias, mientras que el mayor costo directo en productividad proviene de la hipertensión con el 95%, y la diabetes con 93%. A este ritmo, se estima que para el 2026, las pérdidas podrían alcanzar 8.22% del valor agregado, estima.

En tanto, el diagnóstico sobre “Costos económicos del ausentismo, presentismo y retiro temprano debido a enfermedades: el caso mexicano”, elaborado por la Iniciativa Global en Salud y Economía de la Cámara de Comercio de los Estados Unidos, reveló que en el año 2030, una quinta parte de la fuerza laboral en México estará integrada por adultos entre 50 y 64 años, quienes requerirán servicios de salud para atenderse de enfermedades crónicas no transmisibles.

La consecuencia de la mala salud de esta población, según el estudio, será una pérdida para la productividad equivalente al 6.3% del Producto Interno Bruto.

Los empresarios de las industrias automotriz y farmacéutica coincidieron en que es necesario priorizar la prevención, el diagnóstico y tratamiento oportuno, así como el control terapéutico de los trabajadores.

Propusieron a los legisladores blindar presupuestos en materia de educación y salud, así como asegurar en el mediano y largo plazo que los recursos sean progresivos y enfocados para alcanzar mejores prácticas que permitan hacer frente a los retos demográficos y epidemiológicos del país.

Sitios de interés

Imagen cortesía de Honorable Cámara de Diputados | México


Avatar

Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

, , , , , , , , , , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste