¿Cómo saber que tienes deficiencia de vitamina D y por qué es esencial para nuestro bienestar?

Desde hace décadas, la vitamina D (VD) demostró su importancia en la salud ósea, y hoy día, hay suficiente evidencia que señala que buenos niveles de esta vitamina ayudan a prevenir otras enfermedades no relacionadas con los huesos. A pesar de ello, aún se desconocen todos sus beneficios y hay muchos mitos alrededor de ella.

Mujer tomando píldora vitamínica con vaso de agua dulce
Los alimentos sólo constituyen el 10% del aporte de vitamina D, la fuente más importante se obtiene cuando el cuerpo la produce mediante la exposición al sol.

En esta oportunidad compartimos tres de los mitos más comunes:

La vitamina D sólo es importante para la salud de los huesos

Si bien la función principal de la vitamina D es lograr que el calcio se adhiera correctamente a los huesos y dientes, ésta no es la única. Existe evidencia que la VD tiene un papel importante en la prevención de diversos padecimientos como: esclerosis múltiple, enfermedades autoinmunes, hipertensión, ataques al corazón, diabetes mellitus, enfermedades neuronales, psoriasis, asma y algunos cánceres, entre otros.

La alimentación es clave para tener niveles adecuados de vitamina D

En realidad, los alimentos sólo constituyen el 10% del aporte de vitamina D, la fuente más importante se obtiene cuando el cuerpo la produce mediante la exposición al sol.

Sin embargo, para llegar a niveles adecuados de vitamina D, se requiere tomar el sol todos los días, por lo menos 20 minutos entre las 10:00 y las 15:00 horas.

Lo cual dado el estilo de vida actual y que por la contingencia hemos permanecido más tiempo encerrados no es posible. Por tanto, “es fundamental acudir al médico para conocer nuestros niveles y en caso necesario suplementarse, pues seguramente la mayoría tendremos niveles inadecuados de esta vitamina”, comentó el Dr. Jorge Yamamoto, médico endocrinólogo.

La deficiencia de vitamina D sólo se presenta en personas adultas o mayores de 60 años

Estudios recientes han mostrado altas prevalencias (de 25 a 90%) de deficiencia e insuficiencia de vitamina D (niveles séricos de 25-OH-D <75 nmol/L) en niños, mujeres embarazadas y lactantes, adultos jóvenes y adultos mayores, no solamente en latitudes lejanas al ecuador, sino incluso, en lugares soleados como la Ciudad de México, California, Arizona, Florida, sur de Italia, India y países árabes.

Te recomendamos:  Informan avances de Compra Consolidada de Medicamentos 2018-2019

Lo anterior, probablemente se deba a la resistencia por tomar el sol de manera voluntaria (mediante el uso de ropa o bloqueadores solares), además del bajo consumo de alimentos y/o suplementos ricos en vitamina D.

“La deficiencia de vitamina D debe tratarse con un médico especializado, quién deberá a través de análisis clínicos (examen 25-hidroxivitamina D) determinar el grado de deficiencia y recomendar las opciones farmacológicas más adecuadas, como el colecalciferol en monodosis, que ayuda a alcanzar los niveles óptimos de VD entre cinco y siete días, evitando la toma diaria”, comentó el Dr. Yamamoto.

Imagen cortesía de Ihor Pukhnatyy



Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

Etiquetas , , ,

Temas relacionados