Tasas de obesidad de inmigrantes mexicanos aumentan con temores de deportación; estrés y alimentos poco saludables contribuyen

Los inmigrantes mexicanos, especialmente aquellos que son indocumentados y temen ser deportados, tienen acceso limitado a alimentos saludables y tienen un mayor riesgo de obesidad debido al estrés, la ansiedad y la depresión. informa un estudio de Rutgers.

obesidad

El estudio “Using Concept Mapping within a Community–Academic Partnership to Examine Obesity among Mexican Immigrants 1 (Uso del mapeo conceptual dentro de una asociación comunidad-académica para examinar la obesidad entre los inmigrantes mexicanos) publicado en la revista Progress in Community Health Partnerships, evaluó las barreras a la alimentación saludable que enfrentan los inmigrantes mexicanos en New Brunswick, New Jersey, donde aproximadamente el 50% de los residentes son inmigrantes mexicanos y casi un tercio de los niños de familias inmigrantes son obesos.

La investigación encontró que los inmigrantes mexicanos tienen un mayor riesgo de obesidad después de llegar a los Estados Unidos porque en los vecindarios de la ciudad donde se establecen, se ven obligados a depender de:

  • alimentos baratos
  • fácilmente disponibles
  • con alto contenido de azúcar

El miedo a la deportación desalienta a estos adultos a abandonar sus hogares o contactar agencias que puedan ayudarlos a obtener alimentos de calidad, dijo la autora principal del estudio, Karen D’Alonzo, directora del Centro de Asociaciones de Salud Comunitaria de la Escuela de Enfermería de Rutgers.

Los investigadores se asociaron con promotoras, o miembros de la comunidad hispana capacitados en educación básica de salud, para dirigir grupos de discusión con 70 adultos y adolescentes mexicanos para identificar los factores más importantes que contribuyen a su aumento de peso. Las promotoras, que son comunes en la cultura latinoamericana, ayudaron a los investigadores a ganar la confianza de los participantes y comprender mejor el contexto cultural de sus respuestas.

Descubrieron que el estrés, la ansiedad y la depresión resultantes del miedo a las redadas de inmigración afectaban los hábitos alimenticios y el ejercicio físico limitado.

Muchos padres nacidos en México informaron que se sentían culpables por las preocupaciones de deportación de sus hijos nacidos en Estados Unidos y les permitieron comer lo que quisieran“, dijo D’Alonzo. “Además, pocos niños se unieron a equipos deportivos, especialmente si se requería una participación significativa de los padres. Los padres trabajaban o se quedaban en casa para mantenerse fuera de la vista“.

El estudio también encontró que los padres a menudo envían a sus hijos a comprar comida y esperan que los adolescentes preparen las comidas a pesar de que las madreo y/o padres estaban demasiado ocupados trabajando para enseñarles cómo cocinar. Los participantes dijeron que la falta de tiempo también contribuyó a sus elecciones de alimentos.

La comida rápida y las bodegas del vecindario son más asequibles y accesibles que las alternativas más saludables en los supermercados que podrían estar a millas de distancia“, dijo D’Alonzo. “Para complicar las cosas, muchos de estos padres trabajan en múltiples trabajos sin descansos para comer, luego comen comida barata y disponible más tarde por la noche. Si comparten un apartamento, es posible que no tengan acceso a la cocina cuando lo necesitan“.

Los estudiantes de secundaria informaron que se prefería pedir comida rápida para el almuerzo porque los identificaba como “estadounidenses“.

Si bien se ha prestado mucha atención a las amenazas a la salud pública que plantean los nuevos inmigrantes, este estudio muestra que solo estamos comenzando a comprender los peligros del sentimiento y las políticas antiinmigrantes sobre la salud física y mental de las familias inmigrantes“, dijo D’Alonzo.

D’Alonzo dijo que las personas en las comunidades de inmigrantes pueden recuperar el control sobre aspectos de sus vidas y mantenerse saludables en medio del estrés a largo plazo manteniendo un horario regular que incluya:

  • Comidas, ejercicio y tiempo con la familia.
  • Evitando el contacto con personas que causan estrés.
  • Identificar lugares para comprar que ofrecen una variedad de frutas y verduras frescas, productos lácteos y carnes o pescados a precios razonables;
  • Evitando comer con estrés;
  • Identificar organizaciones comunitarias que pueden ayudarlos a lidiar con los factores estresantes relacionados con la inmigración y promover una vida saludable.
Imagen cortesía de Depositphotos.com | Plenilunia


Sitios de interés


Referencias

  1. Using Concept Mapping within a Community–Academic Partnership to Examine Obesity among Mexican Immigrants (Uso del mapeo conceptual dentro de una asociación comunidad-académica para examinar la obesidad entre los inmigrantes mexicanos); Progress in Community Health Partnerships: Research, Education, and Action; Volume 14, Issue 2, Summer 2020; DOI: 10.1353/cpr.2020.0016; Disponible en el URL : ; Consultado el 14/06/2020
Avatar

Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

, , , , , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste