Embarazo, lactancia e influenza

Las mujeres embarazadas y lactantes son un grupo vulnerable porque tienen mayores posibilidades de contraer algunos virus como el de la influenza; esto debido a que sus sistema inmunológico baja durante esta etapa. No es para alarmarnos, una buena alimentación y el estar en contacto con el médico, es lo ideal para prevenir enfermedades.

Lo que más preocupa a las mujeres es el hecho de que le suceda algo al pequeño en caso de contraer la enfermedad. Es poco probable que el bebé en gestación se vea afectado en caso de contagio, al menos no directamente. Lo que sí puede suceder es que algunos síntomas como la fiebre, provoquen por ejemplo contracciones prematuras y alguna complicación con el feto, pero sólo si no se trata a tiempo.

Los antivirales y otros medicamentos

“Mujeres embarazadas pueden usar antivirales para este tipo de padecimientos, pero no durante el primer trimestre, ya que en este momento se están formando los órganos y sistemas; un antiviral podría provocar malformaciones. Durante la lactancia sí se pueden utilizar” comenta el Dr. Carlos Maquita Nakano director General del Instituto Médico de la Mujer, S.C.

“Cuando se trata de una gripa común ya se les receta algunos antigripales, que no son tan fuertes y siempre bajo supervisión médica”.

Prevención

Las recomendaciones que se les hace son las mismas que a la población general, como el lavado de manos, uso de cubrebocas, entre otras. Lo que se les pide específicamente a mujeres en esta etapa es:

• La utilización de ácido ascórbico y vitamina C en cantidades importantes.

• Tomar muchos líquidos

• Consumir mucha fruta y verdura.

• Mantenerse en contacto con su médico.


¿Con qué especialista acudo si me siento mal?

El Dr. Maquita asevera que “el ginecólogo puede realizar el diagnóstico y tiene la capacidad de manejar los antivirales. En algunos casos se han referido a mujeres enfermas a hospitales del sector salud para proporcionarles mayor seguridad”.

“Durante el embarazo sí se aplican algunas vacunas como las de tétanos; las de influenza en general, no se pueden aplicar porque son virus que llamamos extenuados, están contraindicadas”.

Debemos hacer hincapié en que la automedicación puede complicar más la circunstancia. Ante cualquier síntoma debemos acudir con nuestro médico o al Centro de Salud más cercano.

Para más información, visita:

www.medicomujer.com.mx



Escrito por

Aunque soy publicista, llevo algunos años concentrada en escribir y editar textos, lo cual me encanta por cierto. Sobre todo me he interesado en temas que tienen que ver con la salud reproductiva y sexual, al menos eso es lo que más he disfrutado escribir. En Plenilunia me he dedicado a hablar de temas relacionados con la salud femenina, siempre rescatando la importancia que tiene hacerlo de manera integral, pero sobre todo pensando que la conciencia de tu cuerpo te ayuda a empoderarte en los demás ámbitos de tu vida.


Temas relacionados