Senado ratificará en su momento el convenio 189 de la Organización Internacional del Trabajo, Martí Batres

El trabajo doméstico, “toca 3 grandes desigualdades: la de género, la étnica y la de clase”, subrayó el presidente de la Mesa Directiva del Senado de la República, Martí Batres, ahí se concentran muchos de los grandes prejuicios clasistas, sexistas y racistas. Por eso, asentó, la ratificación del convenio 189 será un acto de justicia.

En un comunicado de prensa emitido el pasado 22 de enero de 2018, Martí Batres, confió en que el Senado ratificará en su momento el convenio 189 de la Organización Internacional del Trabajo sobre empleo en el hogar.

Batres Guadarrama se reunió con la secretaria del Trabajo de la Ciudad de México, Soledad Aragón Martínez, quien hizo un llamado a saldar la deuda histórica que tiene México con estos trabajadores, en su mayoría mujeres, jóvenes, indígenas y migrantes.

El senador explicó que la Cámara de Senadores aún no recibe el convenio 189 de la OIT, por lo que no se ha abordado de manera formal, aunque se trata de un tema que está en la agenda de diferentes grupos parlamentarios que ya presentaron iniciativas sobre esta materia.

Habrá que esperar a que el nuevo gobierno lo envíe. Eso implica el diálogo con la Secretaría del Trabajo. Nosotros estaremos con una actitud receptiva, dijo. “Lo digo con cierta seguridad, porque he escuchado a legisladores, pero sobre todo a legisladoras, insistir en la necesidad de ratificarlo. Por eso creo que puede abordarse y aprobarse”, asentó.

El presidente del Senado de la República expresó que se avecina “una primavera laboral” en México, porque se tienen que abordar las reformas a la Constitución en materia de justicia laboral, democracia sindical y transparencia de los contratos colectivos.

Además, “tenemos prácticamente un capítulo laboral que se agrega al tratado México, Estados Unidos y Canadá”. Esta discusión, destacó, motivará la atención de temas como el salario o la contratación colectiva efectiva, que supere los llamado contratos de protección.

Aragón Martínez refirió, a su vez, que en México más de 2 millones 300 mil personas se dedican al trabajo del hogar remunerado, pero más del 90% no están registradas en el Seguro Social, lo que implica que no cuenten con estos beneficios, como el acceso a créditos de vivienda, guardería, servicios de salud, jubilaciones o pensiones.

Al ratificar el convenio, subrayó, se obligaría a México a cumplir con todos los beneficios y derechos laborales que tiene cualquier empelado formal[.]

Related posts