¿Cómo es la distribución de tareas domésticas en matrimonios felices?

Lo que debes conocer para evitar desilusiones y tener mejores posibilidades para ser más feliz. Un estudio cuestionó a parejas heterosexuales de recién casados al respecto del reparto de las tareas domésticas y encontrar a las parejas satisfechas.

 

Cuando los recién casados ​​creen en compartir las tareas del hogar, es necesario darle seguimiento
Cuando los recién casados ​​creen en compartir las tareas del hogar, es necesario darle seguimiento
Un estudio de la University of Illinois (Universidad de Illinois) expone que las posibilidades de felicidad mejoran cuando el marido y la esposa creen en el reparto equitativo del trabajo en el hogar. Pero la felicidad no durará mucho tiempo, si alguno de ellos tiene la percepción de no tener una parte equitativa de la carga.

Los recién casados ​​deben planear cuidadosamente cómo pueden lograr cumplir sus expectativas para compartir las tareas domésticas en la vida real, especialmente si los nuevos esposos valoran firmemente la igualdad de género en el trabajo del hogar. Este tema será más importante cuando los niños comienzan a llegar“, dijo Brian G. Ogolsky, profesor de desarrollo y de la familia humana en la Universidad de Illinois.

La forma en que las parejas distribuyen las tareas domésticas en los dos primeros años de matrimonio es importante, una vez que se establezcan los patrones estos persistirán con el tiempo y pueden tener como consecuencia un aumento de conflictos y una disminución de la felicidad en el matrimonio en los próximos años, explica Ogolsky.

El estudio examinó las creencias, comportamientos y calidad marital de 220 parejas heterosexuales recién casadas que viven en el este y centro de los Estados Unidos, encontró que la división de las tareas domésticas afecta la satisfacción marital de las esposas, pero no de los maridos. Cuando las esposas valoran el reparto equitativo de las tareas domésticas, eran significativamente más felices cuando su marido compartía estas creencias.

Cuando las parejas dividen las tareas del hogar de forma tradicional, coinciden en las creencias y su comportamiento no parece afectar tanto la satisfacción marital.

Ogolsky explicó que “estos resultados son interesantes porque la satisfacción por lo general sólo se estudia a sólo uno de los cónyuges. Aquí hemos sido capaces de ver lo que sucede cuando hay una discrepancia sobre esta cuestión en las actitudes de los cónyuges. Si la mujer cree que las tareas domésticas deben ser divididas por igual, ¿qué pasa si adoptan un enfoque tradicional en el tema? Las parejas más satisfechas tienen expectativas similares y le dan seguimiento“.

Para los esposos, compartir las tareas del hogar no se encuentra tan directamente relacionado con su satisfacción. Ellos no perciben que existe una discrepancia o se han convencido de la idea de que el segundo turno pertenece a las mujeres“.

Lo importante es iniciar el matrimonio con un claro entendimiento de cuál es la posición de su pareja en este temas, finalmente, “Tal comprensión ayuda a las parejas a evitar desilusionarse cuando el matrimonio continúa“.

El estudio fue financiado por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA, U.S. Department of Agriculture) y Instituto Nacional de Alimentación y Agricultura (NIFA, National Institute of Food and Agriculture)

Referencias

Imagen cortesía de minervastock


Avatar

Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

, , , , ,

Temas relacionados

Tamaño de tipografía
Ajustar contraste