¿Quieres unos glúteos firmes? lógralo con esta rutina de ejercicios

La inactividad hace que los glúteos se ablanden y estén caídos,además ocasiona  que otros músculos de tus extremidades inferiores trabajen más duro de lo que deben y los predispone a dolores e, incluso, lesiones.
La inactividad hace que los glúteos se ablanden y estén caídos, además, ocasiona que otros músculos de tus extremidades inferiores trabajen más duro de lo que deben y los predisponga a dolores  y lesiones.

Unos glúteos firmes y moldeados no sólo se ven bien en tus jeans, sino que además protegen tus articulaciones y hace que todo lo que hagas sea más fácil. Reafírmalos con una sencilla rutina de ejercicios cortesía de los expertos de Curves.

Tus músculos son inteligentes. Pídeles que hagan un trabajo y se adaptarán poderosa y  eficazmente. Desafortunadamente, el músculo más grande, el gluteus maximus, pasa  la mayor parte del tiempo -casi 8 horas al día – plantado en la oficina, en el sillón o en un parque, aunque seas una de las más fieles devotas del ejercicio.

Todo este tiempo inactivo hace que los glúteos se ablanden, y no sólo te los deja caídos, sino que hacen que otros músculos de tus extremidades inferiores trabajen más duro de lo que deben, lo que te hace ir más despacio y te predispone a dolores e, incluso, lesiones.

Tus glúteos actúan como plataformas y motor para la parte inferior de tu cuerpo. Tus tres músculos del glúteo, el máximo, mínimo y medio, mantienen tu pelvis sujeta y estable cuando caminas, corres o juegas, lo que le permite a tus piernas dirigirse en la dirección que quieres ir, en vez de colapsar hacia dentro o inclinarse hacia fuera. Los glúteos también extienden tus caderas para propulsarte cuando caminas por la calle.

Cuando tus glúteos no están en forma, la pelvis y el fémur se mueven como fideos  blandos, temblorosos”, dice Allison Westfahl, fisióloga del ejercicio de Colorado,  Estados Unidos. “Es como un equipo de ‘baseball’. Imagina que el lanzador no está  lanzando correctamente, así que el primer corredor tiene que entrar y empezar a  lanzar. Nunca hará su trabajo tan bien como el lanzador, no es su especialidad. Su  brazo se cansa y el receptor se frustra; en algún momento todo el equipo se  derrumbará”, agrega Westfahl.

En tu caso, ese equipo está compuesto por la parte inferior de tu espalda, caderas,  rodillas, tobillos y pies; todos ellos tienen que recuperarse cuando tus glúteos están sentados durante el trabajo.

Pon tus glúteos a trabajar

Lo bueno es que en gimnasios para mujeres como Curves, puedes poner a trabajar tu parte trasera trabajando con cuatro máquinas especiales para esos músculos, dice Katie Mitchell, Directora de Ejercicio e Investigación de Curves.

Pero para construir una parte trasera más fuerte todavía, puedes completar tu  entrenamiento con una caminata que incorpore unos cuantos movimientos basados  en el equilibrio, que haga trabajar un poco más tus glúteos para estabilizar tu cuerpo al  dar pasos, embestidas y giros.

Estos estupendos tonificadores de traseros no sólo harán que te veas mejor, sino que además te darán más fuerza y estabilidad en cada paso cuando camines, escales, corras o practiques deportes. El resultado será estar más segura en tus pies, quemarás más calorías, perderás grasa y te sentirás más joven y fuerte.

Rutina de ejercicios

Tonificando en marcha

Añade los siguientes cuatro ejercicios a tu próxima caminata. Los movimientos retarán  a los tres músculos de los glúteos en cada ángulo, lo que garantiza que se pondrán  firmes y fuertes en muy poco tiempo.

Parada con las manos en las caderas. Da un enorme paso hacia atrás y hacia la  izquierda con la pierna derecha. Dobla las rodillas y baja las caderas hasta que el muslo  izquierdo esté paralelo al suelo. Regresa al inicio. Completa una rutina entera, luego  cambia de lado.
Parada con las manos en las caderas. Da un enorme paso hacia atrás y hacia la izquierda con la pierna derecha. Dobla las rodillas y baja las caderas hasta que el muslo izquierdo esté paralelo al suelo. Regresa al inicio. Completa una rutina entera, luego cambia de lado. Foto: Curves Latinoamérica .

 

Párate con la pierna izquierda cerca de un escalón y coloca las manos en las caderas.  Súbete al escalón con el pie izquierdo y extiende la pierna derecha hacia el lado. Manteniendo el pie izquierdo en el suelo, baja la pierna derecha de regreso hacia  el inicio. Esto es una repetición. Continua levantando y bajando la pierna derecha para  una rutina completa, luego cambia los lados.
Párate con la pierna izquierda cerca de un escalón y coloca las manos en las caderas. Súbete al escalón con el pie izquierdo y extiende la pierna derecha hacia el
lado. Manteniendo el pie izquierdo en el suelo, baja la pierna derecha de regreso hacia el inicio. Esto es una repetición. Continua levantando y bajando la pierna derecha para una rutina completa, luego cambia los lados. Foto: Curves Latinoamérica .

 

Da un paso gigante e inclínate hacia delante, dirigiéndote con la pierna derecha. Deja  caer la rodilla izquierda hacia abajo de manera recta, manteniendo la rodilla derecha  por encima del tobillo (deberías poder ver tus pies). Empuja con la pierna derecha e inclínate hacia delante con la pierna izquierda, repitiendo el movimiento. Controla el  balanceo para que tu rodilla frontal no se curve hacia el interior.
Da un paso gigante e inclínate hacia delante, dirigiéndote con la pierna derecha. Deja caer la rodilla izquierda hacia abajo de manera recta, manteniendo la rodilla derecha por encima del tobillo (deberías poder ver tus pies). Empuja con la pierna derecha e inclínate hacia delante con la pierna izquierda, repitiendo el movimiento. Controla el balanceo para que tu rodilla frontal no se curve hacia el interior. Foto: Curves Latinoamérica .

 

Coloca las manos contra una pared, árbol, respaldo de una banca u otra estructura de  soporte. Echa los pies hacia atrás e inclínate un poco hacia delante. Elévate sobre las  puntas de los pies y échate para atrás. Dobla la rodilla izquierda y elévala a la altura de  la cadera. Coloca la parte inferior del pie izquierdo contra la parte interna del muslo  derecho. Mantén el torso y las caderas estables, barre la rodilla izquierda hacia la izquierda y abre la cadera. Trae de vuelta la rodilla hacia delante, luego extiende la  pierna izquierda detrás de ti para colocar los pies de vuelta en el suelo. Repite con la  pierna derecha.
Coloca las manos contra una pared, árbol, respaldo de una banca u otra estructura de soporte. Echa los pies hacia atrás e inclínate un poco hacia delante. Elévate sobre las puntas de los pies y échate para atrás. Dobla la rodilla izquierda y elévala a la altura de la cadera. Coloca la parte inferior del pie izquierdo contra la parte interna del muslo derecho. Mantén el torso y las caderas estables, barre la rodilla izquierda hacia la izquierda y abre la cadera. Trae de vuelta la rodilla hacia delante, luego extiende la pierna izquierda detrás de ti para colocar los pies de vuelta en el suelo. Repite con la pierna derecha. Foto: Curves Latinoamérica .

 

La primera vez que hagas este ejercicio puede que quieras mantener tus pies apoyados  completamente en el suelo. Según adquieras más fuerza y equilibrio, podrás moverte  hacia las delanteras de tus pies y eventualmente sobre tus dedos.

 

Curves ayuda a mujeres a perder peso y a tener una mejor alimentación, dándoles una  comunidad de mujeres que se divierten juntas y se apoyan, que se transmiten la  esperanza de que ser saludable es posible, aun cuando piensen que ya no hay nada por  hacer.

Creado especialmente para mujeres, los gimnasios Curves ofrecen una solución  completa de ejercicios y dieta, en un ambiente de confianza y entusiasmo. Se educa e  informa constantemente sobre temas relacionados con la salud, bienestar y belleza de  la mujer, se apoyan causas benéficas y se trabaja por crear amistades duraderas como  parte de la comunidad global de Curves.

En sólo 30 minutos y 3 días a la semana, Curves tiene un mejor plan. Será como hacer  ejercicio en casa, bajar de peso mientras bailas y escuchas tus canciones favoritas,  alcanzando tus metas rodeada de amigas y un equipo de entrenadores dispuesto a  llegar a la meta contigo.

En el programa de ejercicios de Curves, tonificarás tus músculos mientras quemas  grasa y te vuelves más flexible. Además, podrás llevar un plan de dieta y nutrición para  obtener resultados permanentes sin mantenerte a dieta para siempre.

Acércate a tu club Curves más cercano y ¡comienza a vivir al máximo!
Sitio web: www.curveslatinoamerica.com

Facebook: curveslatinoamerica
Twitter: @CurvesLA
YouTube
curveslatinoamerica

Imagen cortesía de Depositphotos.com | Plenilunia


Escrito por

Redacción, Plenilunia Sociedad Civil Fundada en el año de 2004, Plenilunia es una Sociedad Civil cuyo objetivo es fomentar el bienestar y la salud integral de la mujer.

Etiquetas , , , ,

Temas relacionados